lunes, 31 de enero de 2011

El fin del Nihilismo

Sostiene Pereira

Con un artículo espectacular el país del domingo 16 de Enero del 2011, firmado por Juan G. Bedoya, “El Papa concluye la reforma de la eternidad”, básicamente la iglesia católica acaba con el Nihilismo, como teoría filosófico-política.
No es un tema baladí, dado que el nihilismo ideológico ha estado asimilado conceptualmente a la izquierda libertaria o utópica , creyendo muchos intelectuales de izquierdas que su principio es Nietzsche. Craso error dado que esa asimilación con la teoría anarquista, con el radicalismo autogestionario y libertario, con las diferentes formas de acracia, fueran anarcosindicalistas, colectivistas o autogestionarias, son antitéticas con la ideología nihilista.
Pero la manipulación va mucho más allá, ni siquiera el padre del nihilismo es Nietzsche, ni plantea la negación del mundo en su totalidad. Turgheniev en su obra padres e hijos, nos describe a través del personaje Bazarov, el pensamiento nihilista y N. G. Cernys Hevekij en su obra Cto Delat? (¿Qué hacer?), hace lo propio con un personaje revolucionario, llamado Rechmetov, quién duerme sobre clavos a fin de habituarse a soportar el dolor y aprender a templar su carácter.
El nihilismo no está dominado por la negación en la búsqueda de la superación, está en un dominio cínico: La utilidad”. Siendo la utilidad una de las expresiones más burdas del materialismo. Autores como Beradiev apunta la relación entre nihilismo y la religión cristiana. Igual que los ascetas orientales negaban la cultura y el mundo que veían “situado en el mal”.
Pero su relación con el cristianismo tiene un marcado carácter antropológico y sobre todo familiar, estos idealista terrenales, fueron hijos de sacerdotes orientales, de curas ortodoxos, sus hijos se formaban y educaban en seminarios, al igual que en España muchos nihilistas se formaron en seminarios. Formados en ideales cristianos de justicia social .
El problema es que cuando los hombres santos, los religiosos, los elevados espirituales se salen de sus templos, de sus sueños oníricos, se salen de sus centros espirituales e intentan intervenir en la sociedad civil, el resultado final siempre es devastador, porque en general aunque no lo saben preconizan un materialismo rudo y utilitarista antes que cualquier idea elaborada, te quieren salvar hasta sin contar contigo, sobre todo sin contar contigo, para ellos la muerte es una salvación dado que la negación del mundo es creer en una especie de cielo para los justos, por lo tanto la muerte es lo de menos, sobre todo la de los demás.
La noticia era que Juan Pablo II clausuro, el cielo , el infierno y el limbo, explico que eran estados espirituales del hombre, Benedicto XVI clausura ahora el Purgatorio que parece ser que es un “Fuego Interno” del pecador. Es el fin del nihilismo filosófico, también del nihilismo violento instalado en España.

1 comentario:

  1. El ataque de Nietzsche a la metafísica, así como a todo fundamentalismo y la moralidad judeocristiana", han marcado profundamente al siglo XX y, posiblemente sea uno de los ejes que sobre los que gira el pensamiento de la modernidad y abre el reconocimiento de una transformación de la conciencia, para la cual es necesario alcanzar la trascendencia humana patente en Cristo. La modernidad ha descubierto el engaño de la religión de creencias que impone por fuerza de ley lo que no se puede comprobar, contradiciendo a la razón y al sentido común, aduciendo falazmente que es palabra de Dios. Esto es lo que expresa Nietzsche al decir “Dios ha muerto”, nosotros lo matamos. http://www.scribd.com/doc/48104400/Nietzsche-y-La-Lucha-Contra-El-Judeo-Cristianismo-Por-El-Cristianismo

    ResponderEliminar